Misión “Echar raíces”

Hace unos días os contamos en una entrada lo que era una misión de tropa. Os la dejamos aquí para que le echéis un vistazo.

Hoy, Clara, la guía de los lobos de la tropa Mafeking, nos habla de la misión que realizaron hace unas semanas. El nombre que le pusieron, “Echar raíces”, demuestra que saben combinar perfectamente ser payasos con currar y lograr cosas guays. A ver qué nos cuenta.

Las misiones son las actividades que decidimos hacer la tropa para ayudar a los demás.

Como misión, los lobos elegimos plantar pinos para ayudar al medioambiente porque, como dice la ley scout, el scout ama y protege la naturaleza, entonces nos pareció bien hacer este servicio y más aún realizarlo en La Casita ya que solemos ir mucho allí.

En La Casita nos dividimos en 12 grupos, que era el número de árboles que había (seis olmos y seis pinos). Entonces la patrulla de los lobos explicamos cómo se plantaban y ya cada grupo hizo lo aprendido en sus respectivos lugares de la pista americana, el cual era el lugar que Manolo dijo.

Troperos plantando un olmo

Para preparar la misión, nos organizamos en tres grupos:

  • El primero tenía que informarse y conseguir los árboles. Estaba formado por Luis y Rafa.
  • El segundo estaba compuesto por Trini y María y su misión era buscar un lugar para poder plantarlos, que resultó ser La Casita.
  • El tercero se encargaba de explicar cómo plantarlos y ayudar a los grupos, era el cometido de MªCarmen Clara y Sofía.

Del trabajo aprendimos a cuidar la naturaleza, fomentamos la comunicación y el trabajo en equipo.

Dicho y hecho. La tropa propuso tantas ideas de misiones que sus scouters decidieron que se podían llevar todas a cabo, si cada patrulla se encargaba de una. ¡Se han organizado y no paran de vivir nuevas experiencias! Ya os contamos cuando fueron a la Casita a hacer servicio, ¿cuál será la siguiente?

Troperos y scouters trabajando juntos

Haciendo servicio en La Casita

El otro día estuvimos hablando sobre los proyectos que están llevando a cabo las diferentes secciones. Nos supo a poco.

Además, el equipo de comunicación queríamos contar más con los chavales en nuestras entradas. Por ello, les hemos pedido que nos escriban sobre lo que están viviendo. En este caso, los troperos de la Mafeking, aprovechando que han llevado a cabo sus misiones. ¿No sabes qué son? Esther nos lo cuenta y nos explica cuál es la que su patrulla prepararon:

Las misiones son unas actividades que proponemos toda la tropa para hacer un servicio hacia los demás.

Los halcones decidido hacer un voluntariado en la Casita para, de alguna manera, agradecer y ayudar en ella, puesto que ellos han hecho muchas cosas por nosotros durante muchos años.

Nosotros los pasamos muy bien realizando las diferentes tareas que nos repartimos para hacer: entre ellas se encontraban por ejemplo recoger ramas del suelo, puesto que había nevado y estaba todo lleno; pintar algunas vallas y puertas de la zonas de los animales, barrer partes de la Casita… Tuvimos la suerte de que nos ayudó la tropa Impeesa porque  había mucho que hacer y nos vino bien la ayuda.

Para organizarlo todo, primero tuvimos que llamar a Manolo para contarle todo lo que teníamos previsto y que nos dijera fechas; tras decidir una fecha y confirmar las personas que iban, volvimos a contactar con él para comunicarle todo y finalmente ir.

El valor más fundamental que aprendimos supongo que fue el trabajar en equipo para conseguir un mejor resultado y mas rápido.

Efectivamente, las misiones son actividades y proyectos con la mirada puesta en nuestro alrededor, con el objetivo de conocerlo y quizá actuar en él. Son la mejor forma para los chavales de descubrir lo que hay más allá de sus deportes y amigos, aunque quizá esté a pocos metros de su casa (ya sea una residencia de ancianos, una sede de Cáritas o una protectora de animales).

Clara, otra tropera, nos contaba en relación a este servicio que:

“Ayudamos a los trabajadores de La Casita, facilitándoles el trabajo que tenían que hacer, porque entre treinta personas lo hicimos más rápido que entre las pocas personas que son allí, y así nos pusimos en su piel y nos dimos cuenta del esfuerzo que tienen que hacer para que cuando vayamos esté decente.”

En las próximas entradas, los chavales os irán contando qué ámbitos han decidido explorar este año, y qué tal les ha ido. Por lo pronto, queremos agradecer una vez más a la Casita, a Javier y a Manolo su disponibilidad y confort, lo que hace que para muchos de nosotros, ese hogar sea nuestra segunda casa, a la que le tenemos mucho cariño. En ella, hemos vivido momentos que no olvidaremos nunca.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

 

 

Los proyectos de las secciones

¡Hola a tod@s!  ¿Cómo va todo? Esperamos que muy bien 😉

Nos encontramos ya bien metidos en el 2º trimestre, y las secciones han cogido buen ritmo. Para muchos de nosotros, este trimestre es el más interesante (bueno, eso si quitas el campamento. Es que jo, no fastidies, es el campamento), y no, no es porque los niños traigan magdalenas con chocolate y gofres todos los sábados (que tampoco nos quejamos eh), pero sí tiene algo que ver.

Y es que seguro que muchos os habéis fijado que los niños están vendiendo como locos a la salida de las reuniones, preparando cosas en casa, buscando ideas por internet o dándose publicidad por donde quiera que pillen. Eso es porque estamos organizando nuestros proyectos.

Efectivamente, a los scouts nos mola mogollón imaginar posibilidades y llevarlas a cabo. Y cuando ves que tu proyecto ha salido bien, la sensación es, que sé yo… ¿Sabéis cuando tienes hambre y te acuerdas de que en el frigo ha sobrado pizza de ayer? Pues algo así.

El método scout pone mucha importancia en el trabajo en pequeños grupos y fomentar la creatividad, participación e independencia de los niños, y estas actividades son perfectas para eso. Así que queríamos aprovechar para explicaros un poco en qué consiste todo el tema.

Rutas en el Monte del Gozo, Camino de Santiago.

Por supuesto, son los chavales los que eligen, deciden y organizan todo (cada edad de acuerdo a sus capacidades), con la ayuda y consejo de los scouters.

El proceso sería tal que así:

1-Primero se proponen varias ideas. Puede ser irse a la parcela de Juanito a disfrazarse de vikingos, hacer un fin de semana de supervivencia en el campo, una competición de construcciones,  hacer un musical…

2-Una vez se ha elegido lo que se quiere hacer, se evalúan las cosas que hace falta preparar. De ahí se organizan talleres de trabajo y los niños se reparten entre ellos (para sacar dinero, para hacer un reportaje, para infromarse sobre el sitio…)

3-¡Y ya sólo queda currar, y disfrutarlo! Tanto si el proyecto sale bien como si sale mal, evaluamos y aprendemos lecciones para la próxima.

En lobatos se llama “caza“. No, no es que nos vayamos por ahí a cazar gorrinos, es que como son lobatos, pues ahí esta la gracia… como son lobos…

Bueno, los lobatos organizan los talleres, sacan dinero, se informan por internet, organizan el menú, cocinan… Este año están organizando una obra de teatro en una residencia y unas partidas de laser tag. Como actividades memorables de otros años destacan grabar una película de terror, o ambientar una acampada en las civilizaciones.

Lobatos de la Seeonee maquillándose para grabar su película.

En exploradores, se llama “aventura“.

Aquí, los chavales ya van cogiendo más responsabilidades: a veces hablan directamente con los responsables de los albergues y tienen más independencia para trabajar fuera de las reuniones, por grupos. Este año están preparando varios proyectos de servicio (que aunque no son aventuras como tal, cuentan), como ayudar en el Arca de Noé. Otros años han hecho multiaventura y muchas más.

Troperos de la Mafeking tirando con arco en su aventura.

En pioneros, se llama “empresa“.

Aquí la cosa se pone más seria, pero también más interesante. Los pioneros elaboran presupuestos, se informan sobre subvenciones, planifican rutas, hablan con ayuntamientos… Este año están organizando irse al CAMINO DE SANTIAGO (genial, fantástico, chachi).

Como veis, la cosa tiene sustancia. Nos faltan por contaros decenas de proyectos que los chavales han hecho a lo largo de los años, pero para eso tenéis tanto a los propios chavales, como nuestros geniales álbumes en Flickr.

Seguro que más de uno recuerda alguna caza cuando estaba en lobato, y se le escapa una sonrisilla. Por algo será.

¡Buena caza!

“El éxito es la suma de pequeños esfuerzos, repetidos día tras día”.

Programa Scout Mundial de Medioambiente

¡¡La Manada khanhiwara está de celebración!!

El año pasado la manada participó en un “Programa Scout Mundial de Medioambiente”  un año realizando diversas fases del programa, actividades, formación y tras cumplir todos sus objetivos, desde MSC (Moviemiendo Scout Católico) nos han felicitado por haber cumplido todos los objetivos y haber realizado en su totalidad el proyecto de manera muy satisfactoria.

La realización del programa no habría sido posible sin los lobatos de la manada khanhiwara ni el equipo de scouters (2015-2016). Una manada unida, que trabajando en equipo, donde cada lobato y scouter aportaba su conocimiento, alegría y fuerza, era capaz de conseguir todos sus objetivos. Toda esa combinación ha hecho posible la realización del proyecto.

¿Qué es el Programa Scout Mundial de Medioambiente?

El Programa Scout Mundial de Medioambiente da apoyo a scouts de todo el mundo para aventurarse en actividades de educación medioambiental, aprender sobre la naturaleza y tomar decisiones inteligentes sobre nuestro entorno, las personas y la sociedad. Decisiones que reflejan la Ley y la Promesa Scout.

El Programa Scout Mundial de Medioambiente es una colección de herramientas, recursos e iniciativas para apoyar el desarrollo de la educación medioambiental en el Movimiento Scout alrededor del mundo. El programa está basado en unos principios y objetivos que aportan una base para la educación medioambiental en el Movimiento Scout.

¿Cuáles eran sus fases?

El programa se dividió en dos fases:

En la fase A consistió en 5 actividades relacionadas con la Exploración y Reflexión.

Y la fase B tras ser consciente de los problemas medioambientales y de conocer el entorno Pasamos a la Acción.

Los lobatos pudieron conocer cómo trabajan algunas de las asociaciones que hay en Albacete. En una de ellas tuvieron la oportunidad de investigar las plantas aromáticas de cerca mediante microscopios, conocer sus características y averiguar la longevidad de los árboles del parque. Asimismo, les explicaron la historia del Parque Abelardo Sánchez, de la importancia de su diversidad y de su conservación por parte de todos los ciudadanos, y ellos pudieron explicar después a algunas personas las características que habían aprendido.

Otras actividades fueron la realización y construcción de objetos con materiales reciclados en otras organizaciones de Albacete.

¿Qué objetivos educativos han trabajado y han conseguido?

Los Scouts trabajamos para conseguir un mundo en donde:

A1. Personas y sistemas naturales tiene agua y aire limpio.

A2. Existe suficiente hábitat natural para mantener las especies nativas.

A3. Se reduce el riesgo de sustancias dañinas para las personas y el medioambiente.

A4. Se aplican las prácticas más apropiadas.

A5. Las personas están preparadas para responder a riesgos medioambientales y desastres naturales.

La manada khanhiwara os recuerda que tengáis presente la regla de las tres “R.

-Reducir, Reutilizar y Reciclar.

No es más limpio el que más limpia, sino el que menos ensucia.

― Robert Baden-Powell

 

Acampada de Navidad Pioneros y Rutas

Hace unos días publicamos una entrada con la crónica de la acampada de navidad de manadas y tropas, que podéis ver aquí. Por su parte, los mayores de nuestro grupo también estuvieron de acampada: por un lado, las dos unidades viajaron a un pueblo de Alicante, mientras que la Comunidad Ruta estuvo en la Pumarica, tras unos años sin ir.


La acampada de unidades fue muy bien. Fueron a Alcoraya, a la granja escuela Teatro Loboligni, una casa rural muy grande y antigua, con buenas instalaciones para poder estar todos cómodos.

En términos generales, ambas unidades estuvieron con las cartas de unidad (cada una la suya) y con el proyecto personal, también revisado cada uno con su scouter. No obstante, y por cuestiones logísticas, las dos unidades están trabajando conjuntamente desde hace unas semanas. De esta manera, mantienen algunas cosas separadas pero la mayoría del tiempo conviven y curran unidas (vaya, las unidades unidas). De hecho, aprovecharon la calma de la acampada para desarrollar un poco la organización del camino de Santiago, que disfrutarán en verano. Para ello, los scouters les explicaron previamente cómo planificarse para un proyecto como ese. Además, también trabajaron con los pioneros los verbos, que son la metodología que llevan en esta etapa.

Las actividades que llenaron las mañanas y parte de las tardes fueron hechas por equipos mixtos, y llevaron preparados un montón de juegos y dinámicas. No faltó, por supuesto, un paseo (aunque no fuera una marcha en sí) por los alrededores de la zona.

whatsapp-image-2017-01-03-at-21-15-08

 

Por su parte, los rutas también disfrutaron de un precioso tiempo en comunidad en la Pumarica, con un buen rollo inmejorable. De entre las actividades que llevaron a cabo resaltan, como no podía ser de otra forma en ruta, las dos marchas que realizaron, subiendo a un pico de unos 2.300 metros, con sus correspondientes vistas del paisaje y los alrededores. Pese a que “triscaron monte” más de lo planeado, consiguieron llegar todos.whatsapp-image-2017-01-03-at-22-18-33

El resto del tiempo realizaron muchos ratos muy diversos, como un juego de pruebas por equipo, un ratito de estudiar basado en las necesidades estudiantiles, así como una dinámica por parejas para conocerse, en la que sus muchas preguntas y sus respuestas sorprendieron a aquellos que pensaban que lo sabían todo de sus amigos y colegas. Además, ellos mismos destacan lo bien que se lo pasaron organizando las comidas: todos ayudaron para comer como buenos rutas.

Queremos aprovechar esta entrada para resumir la transición hacia la agrupación ruta que está viviendo la Comunidad Polaris: como uno de los objetivos de los rutas en la nueva metodología es, precisamente, emanciparse y salir de los grupos (entre otras muchísimas cosas), los scouters dedicaron tiempo a hablar con todos ellos sobre su futuro scout, y muchos decidieron marcharse hacia mediados de noviembre. Así, nuestra comunidad cuenta ahora con 19 personas y 3 clanes, quedando poquitos de 2º año. No obstante, tienen la gran filosofía de que, sean muchos o pocos, van a aprovechar la ronda solar.

whatsapp-image-2017-01-04-at-11-05-14

Scouters de Pioneros

Para la próxima crónica de acampada tendremos que esperar a mitad de febrero, cuando tendrán lugar las convivencias que no pudimos realizar en noviembre. Mientras tanto, nuevas y diversas entradas nos esperan así que, como dice el lema scouts, be prepared!