Textos Vela de Insignias: Rumbo a un “Mundo Scout”

¿Hacia dónde vamos? ¿Qué valores nos está transmitiendo la sociedad? ¿Si ahora mismo me fuera del mundo, estaría orgulloso de cómo lo he dejado? Estas son algunas de las preguntas que el autor de este texto, el scouter Abel González, nos hace a modo de reflexión y que a la vez el mismo las responde desde su experiencia y sentimiento.

img-20161101-wa0004

Abel González (a la derecha) junto con su compañero Juanillo (Izquierda)

“No te conformes con el qué, sino que logra saber el porqué y el cómo.”Robert Baden-Powell


Tras unos meses de reflexiones, textos y cartas leídos en la vela de insignias, tras haber pasado por todas las secciones, Lobatos, Tropas, Pioneros, Rutas acabamos con el texto: “Rumbo a un Mundo Scout” de Abel González, que dice así…

Hay momentos en la vida en los que me pregunto ¿hacia dónde vamos? Es una pregunta que me hace pensar en los valores que hoy en día nos está transmitiendo la sociedad.

Todos sabemos que cuando encendemos la tele, prácticamente no hay ningún programa que fomente valores constructivos, todo son noticias negativas, programas que carecen de interés educativo y se centran en la superficialidad y el materialismo. Como sabemos, poco o nada tiene que ver con el espíritu scout y por lo tanto nos aleja de nuestros ideales. Cuando encendemos el móvil las redes sociales nos invaden, y como no podía ser de otra forma nos inundan de fotos y comentarios que también nos transmiten superficialidad, materialismo, machismo, envidia… Como veis un cóctel perfecto para fomentar el odio y modificar nuestros ideales poco a poco sin que nos demos cuenta.

Poco a poco estamos dejando de ser nosotros mismos y empezando a convertirnos en lo que los demás quieren que seamos. Nos centramos demasiado en lo que se espera de nosotros y poco en lo que realmente queremos ser y transmitir.

Por otra parte, no paro de oír a la gente que “consciente” de esta situación se queja y critica la dirección en la que estamos yendo. El típico comentario que nos acompaña en las comidas, conversaciones de ascensor, y demás situaciones de nuestro día a día: “los políticos son unos ladrones”, o “hay gente que está muriendo de hambre”, o “tal futbolista gana no sé cuántos millones”, “la crisis…”, “los parados…”. Sin embargo, esto me sugiere otra pregunta, ¿Si la gente es consciente de la situación actual y no le gusta lo que ve, por qué seguimos tumbados en el sofá viendo la tele con el móvil en la mano viendo las redes sociales y fomentando precisamente esos valores que tanto criticamos? ¿Por qué seguimos viendo a esos futbolistas con salarios insultantes como ídolos si tanto lo criticamos? ¿Por qué criticamos tanto a esas personas en la calle sin hogar cuando no hacemos nada para revertir la situación? ¿Por qué seguimos tirando tanta comida a la basura porque no nos gusta si sabemos que comer es un privilegio para la mayoría de las personas del mundo?

Todo esto me lleva a la conclusión de que estamos en una sociedad inmovilista, donde todo el mundo habla y “tiene la solución para todo” pero muy pocos se mueven, y precisamente los que se mueven son los más criticados.

Es en esto en lo que me quiero centrar; os preguntareis por qué digo todo esto ahora, pues bien, es muy sencillo. Como miembro de la sociedad podría ponerme a criticar y a decir lo poco que me gustan muchas cosas de mi día a día. Pero yo no puedo ser uno más, SOY SCOUT, y como tal estoy en constante movimiento y nuestro afán por mejorar el mundo puede con cualquier obstáculo que se ponga en el camino. No puede ser que los scouts estemos escondidos y seamos inmovilistas cuando estamos viendo que los valores se están perdiendo son los que precisamente nos caracterizan, ¡¡¡cada día es más complicado ser scout!!!

Mañana muchos de vosotros haréis la promesa y esta noche es un momento de reflexión muy importante. Os invito a que penséis en qué situaciones de vuestra vida es donde más falta hace resaltar ese espíritu scout y a los que ya hicisteis en su momento la promesa también os invito a la reflexión.

Todos sabemos que uno de nuestros máximos objetivos es dejar las cosas mejor de como las encontramos. Hay una frase que me ayuda mucho como scout que dice: ¿Si ahora mismo me fuera del mundo, estaría orgulloso de cómo lo he dejado?

Buena caza y largas lunas.

Abel González.